Venezuela y sus rincones entrañables II parte

Venezuela y sus rincones entrañables II parte

Venezuela y sus rincones entrañables II parte

Si con nuestro anterior conteo quedaste con ganas de visitar rincones mágicos en Venezuela, hoy traemos otros cinco que estamos seguros te llenarán del mismo entusiasmo.

¡Vamos!

Gavidia

Por un camino muy estrecho se llega a un pueblo de apenas dos calles y pocas casas. La montaña en su inmensidad de frailejones, niebla y pasto multicolor es la mejor vista de Gavidia, un rincón en Los Andes venezolanos en el que se respira aire limpio y se llega caminando a una de las lagunas más grandes del país: la del Santo Cristo.

Anuncio

Quedarse algunos días en el pueblo, desayunar una rica pisca andina y observar el trabajo diario de la gente que lo habita resulta una experiencia conmovedora y nostálgica.

Ologá

[vía Flickr por Lisandro Ramirez]
Aquí se vive de la pesca y todas las noches son un espectáculo de luces y colores que revientan sin parar desde el cielo. Está cerca de Congo Mirador, parece una extremidad de Sinamaica y aunque tiene cómo, no se le ha desarrollado turísticamente y en ese detalle radica su magia.

La pequeña Ologá vive sobre el agua y sirve de custodio para el imponente Relámpago del Catatumbo, uno de los fenómenos naturales más importantes de la Región Zuliana.

Aunque no exista una ruta establecida, se le puede llegar en lancha desde el Puerto La Maroma, cerca de la ciudad de Santa Bárbara.

Caripito

Anuncio

Nos movemos al Oriente y llegamos al estado Monagas para viajar hasta Caripito, un pueblo bordeado por el río San Juan y ocupado por unas viejas casitas que parecen de cualquier otro lugar menos de allí. Hablamos de las construidas por una antigua multinacional petrolera para dar hospedaje a técnicos e ingenieros petroleros que llegaban a tierras venezolanas, arrastrados por el “oro negro”.

Caripito es pequeño, se puede ir a pescar o a comer su gran variedad de dulces y conservas; pero también es una puerta que permite descubrir la historia reciente, la que inició con la explotación del petróleo en Venezuela.

Cubiro

[via tierradegracia.net]
En el estado Lara, cerca de Carora, está Cubiro; una localidad con cuevas y mucha naturaleza para explorar.

Es recomendable quedarse varios días, para caminar hasta la Cueva de El carrao, un ave que sobrevuela los cielos venezolanos y que también se deja ver hacía el centro y norte de América. Aunque el paseo es fangoso y muy húmedo, es un recorrido imperdible si te das una vuelta por estas tierras.

Anuncio

Macanao

No podía faltar el mar en nuestra lista y, mucho menos Nueva Esparta, tierra de la hermosa Isla de Margarita y de la Península de Macanao, lugar de azules, palmeras, cocos y muchas conservas de coco.

Aquí se está cerca de la playa Punta Arenas y se tiene al Museo del mar para conocer secretos y enigmas ocultos bajo el agua.

Como verás, visitar Venezuela es una opción llena de contrastes y mucha diversidad.


Artículo anterior

La Torre Eiffel

Siguiente artículo

Las Pirámides Maya: un destino obligado
×
search icon