Miguel Ángel Asturias: de Guatemala para el mundo

Miguel Ángel Asturias: de Guatemala para el mundo

Miguel Ángel Asturias: de Guatemala para el mundo

Miguel Ángel Asturias fue un escritor guatemalteco de prolífica producción literaria en variados géneros. Es considerado el más importante e internacional intelectual de su país durante el siglo XX. Nació en Ciudad de Guatemala finalizando el siglo XIX, en octubre de 1899.

Asturias vivió la mayor parte de su vida en su país natal, aunque por razones políticas, especialmente durante la presidencia de algunos dictadores, tuvo que salir desde 1923 hacia otros rumbos, lo que le permitió vivir por más de diez años en París enriqueciendo sus inquietudes literarias y políticas. En este exilio, estuvo escribiendo la famosa novela El Señor Presidente, que describe la vida guatemalteca bajo la dictadura de Manuel Estrada Cabrera quien gobernó por más de veinte años, de 1898 hasta 1920, afectando profundamente a la comunidad familiar, debido a que su padre fue opositor a este régimen, y cuando Miguel Ángel contaba con apenas ocho años de edad, la familia se mudó al campo y así comenzó su contacto con la población indígena.

Apasionado por la naturaleza y por las comunidades indígenas de Guatemala, estudió a profundidad la cultura maya la cual defendió en una de sus grandes novelas como es Hombres de Maiz. Además, dedicó un buen número de años de su vida a la traducción del Popol Vuh, el libro sagrado de Los Mayas.

Asturias regresa a Guatemala en 1933, cuando gobernaba otro dictador, Jorge Ubico, con quien tuvo problemas y se dedicó a trabajar como periodista, pero siempre escribiendo. En 1942 fue elegido diputado al Congreso Nacional, y en 1944, tras la caída de Ubico y la elección del presidente reformista Juan José Arévalo en 1944, Miguel Ángel Asturias comienza una carrera diplomática en Buenos Aires en 1947 y en París en 1952.

Anuncio

Se casó en 1939 con Clemencia Amado de cuya unión tuvieron dos hijos, se divorció en 1947 y tres años después se casó con la argentina Blanca Mora y Araujo. Asturias fue expatriado de Guatemala en 1954 durante otra dictadura, la del Coronel Carlos Castillo Armas quien lo despojó de su nacionalidad y lo expulsó del país por apoyar el anterior gobierno de Jacobo Arbenz, quien había sucedido a Arévalo. Aprovechando la nacionalidad de su esposa, se fueron a vivir a Buenos Aires por ocho años. De allí se fueron de nuevo a Europa en 1962, y en 1966 el presidente electo Julio César Méndez Montenegro rehabilita a Asturias, le devuelve su ciudadanía y lo nombra embajador en París donde estuvo residenciado hasta 1970. De allí se fue a Madrid, donde vivió al lado de su esposa Blanca Mora y Araujo hasta 1974, cuando fallece a la edad de 75 años.

La obra literaria de Miguel Ángel Asturias fue tan amplia y excelente, que en 1967 es galardonado con el Premio Nobel de literatura, siendo el tercer americano, no estadounidense después de Gabriela Mistral y Saint-John Perse, en recibir tal honor. Sus obras más notables fueron además de El Señor Presidente en 1946 y Hombres de Maiz en 1949, Leyendas de Guatemala que fue su primera publicación en 1930, Viento Fuerte (1950), El Papa Verde (1954), Los Ojos de los Enterrados (1960), Mulata de Tal (1963), Viernes de Dolores (1972).


Artículo anterior

Gabriela Mistral: poetisa de Montegrande

Siguiente artículo

Películas para anhelar Uruguay
×
search icon