Dato curioso: ¿Sabes por qué es obligatorio subir las persianas del avión al aterrizar?

Dato curioso: ¿Sabes por qué es obligatorio subir las persianas del avión al aterrizar?

Dato curioso: ¿Sabes por qué es obligatorio subir las persianas del avión al aterrizar?

Al volar, los pasajeros están sujetos a varias reglas y regulaciones con propósitos que no están de todo claros. ¿Por qué los espaldares de los asientos deben estar rectos para despegar y aterrizar? ¿Un teléfono móvil activo realmente interfiere con la señal del avión? ¿Por qué las persianas de las ventanas deben levantarse para el aterrizaje?

viajar

En esta oportunidad, para la pregunta de la ventana tenemos una respuesta. Cuando las aeromozas piden a los pasajeros del avión abrir o cerrar las persianas no es por capricho, para tener una mejor vista del paisaje,  para la protección contra las quemaduras solares o para prepararse para esa sacudida del aterrizaje; realmente es un asunto de seguridad.

En caso de emergencia, los pasajeros del vuelo tienen la tarea de evacuar un avión en 90 segundos o menos, al menos de acuerdo con las regulaciones de los EE.UU. Se les pide a las personas que mantengan las persianas abiertas durante el despegue y el aterrizaje, ya que es cuando ocurren la mayoría de los accidentes de aviación, y las ventanas permiten que la tripulación de vuelo evalúe una situación de emergencia y determine cuál es la mejor salida para usar.

Anuncio

La luz natural también es un factor que determina  una salida de emergencia sin problemas. Al permitir que la luz natural entre en la cabina, una salida repentina a la luz externa es menos desorientante para los pasajeros y la tripulación, y los evacuados, y puede resultar más fácil el poder  alejarse del avión en caso de que sea necesario.

Aunque puede ser tediosa la numerosa lista de reglas y normas a seguir antes, durante y después de un vuelo, es importante que los pasajeros sean pacientes y colaboren con lo indicado. De esta manera, la seguridad de todos estará garantizada. Por lo tanto, la próxima vez que una azafata le pida que levante la persiana de su ventanilla, siga las instrucciones.


Artículo anterior

Bondi Beach, Sydney, Australia

Siguiente artículo

El Obelisco de Cleopatra en Londres
×
search icon