Templo de la Sagrada Familia, Barcelona, España

Templo de la Sagrada Familia, Barcelona, España

Templo de la Sagrada Familia, Barcelona, España

La historia de esta iglesia comienza con una idea del librero Josep María Bocabella, de construir un Templo Expiatorio a la Sagrada Familia, aunque es conocido simplemente como La Sagrada Familia. Bocabella estuvo inspirado por el sacerdote Josep Manyonet, quien fundó la Congregación de Hijos de la Sagrada Familia y la Congregación de Misioneras Hijas de la Sagrada Familia de Nazaret, dedicadas a la promoción del culto a la Sagrada Familia y a impulsar la educación cristiana en niños y jóvenes.

En 1866, Bocabella fundó la Asociación Espiritual de Devotos de San José, para comenzar a recaudar fondos para la construcción de la iglesia. Luego, en 1881, compró el terreno para erigir el templo, cuyo proyecto se lo encargaron al arquitecto diocesano Francisco de Paula del Villar y Lozano, quien ideó un conjunto neogótico con ventanales alveolados y un elevado campanario en forma de aguja con unos cien metros de altura. La primera piedra del templo se colocó un Día de San José, el 19 de marzo de 1882, pero las obras se iniciaron el 25 de agosto de 1883 por el constructor Macari Planella di Roura.

El mismo año 1883, del Villar renunció al proyecto por desavenencias con Bocabella y le fue ofrecido al joven de 31 años de edad Antoni Gaudí, quien inmediatamente lo modificó con excepción de la parte ya construida de la cripta y la orientación del edificio porque ya habían vaciado los cimientos. El nuevo diseño comprendía 18 torres, aunque antes de su muerte en 1926 Gaudí solo pudo crear una de ellas, pero gracias a que dejó todos los detalles en planos, la obra se ha podido continuar poco a poco con la participación de otros artistas y arquitectos, con el dinero recabado de donaciones y de las visitas turísticas.

Sagrada Familia

De las 18 torres, doce estaban dedicadas a los apóstoles, cuatro a los evangelistas, una a María y otra a Jesús, y tendrían diferente altura según la jerarquía religiosa que representan. En la actualidad, se han completado ocho del total de las torres diseñadas.

Anuncio

El templo cuenta con tres fachadas simbólicas, una dedicada al nacimiento de Jesús, otra dedicada a la Pasión mostrando el sufrimiento durante la crucifixión, y la tercera dedicada a la Gloria que es la fachada principal, más grande y monumental que representa la Muerte, el Juicio Final, la Gloria y el Infierno. Internamente, Gaudí se inspiró en la naturaleza, con columnas con formas de troncos de árboles que convierten el interior en un gran bosque de piedras. Existe la esperanza de concluir la construcción en el 2026, para conmemorar los cien años de la muerte de Gaudí.

La Basílica de la Sagrada Familia es hoy la segunda iglesia más visitada del mundo después de San Pedro en el Vaticano, y se ha convertido en un símbolo de la ciudad de Barcelona cuya visita es imprescindible.

Tags
Destinos, Guía

Artículo anterior

La Gran Muralla China: un poco de historia

Siguiente artículo

Los rostros del Monte Rushmore
×
search icon