Sacia tu hambre con pocas calorías

Sacia tu hambre con pocas calorías

Sacia tu hambre con pocas calorías

Los problemas de sobrepeso y obesidad representan una grave amenaza para la salud de las personas y aún para la vida. Debido a eso, se han desarrollado innumerables tipos de dietas, programas de ejercicios, tratamientos médicos, los cuales en algunas oportunidades dan buenos resultados y en otras no. Uno de los obstáculos, especialmente en los casos de dietas, es que las personas con estos problemas de sobrepeso generalmente acostumbran a ingerir grandes cantidades de alimentos y son difíciles de saciar. Esto conduce a que consuman excesos de calorías con esas abundantes comidas. Para disminuir la ingesta de calorías tendrían que comer menos pero quedarían insatisfechos. Te contamos cómo pueden saciar su hambre con pocas calorías. 

obeso

Afortunadamente, existen alimentos con baja densidad energética. Estos alimentos contienen elevado contenido de agua, de proteínas y de fibras, composición que les comunica la propiedad de suministrar menor cantidad de calorías por unidad de peso en comparación con alimentos que tienen alta densidad energética. Esto trae como consecuencia que la persona pueda ingerir raciones abundantes limitando a la vez el consumo de calorías.

Anuncio

frutas

Algunos alimentos con baja densidad energética son la mayoría de las frutas y hortalizas, arroz, carne magra, pescado y otros. Por ejemplo, se señala que 250 gramos (un cuarto de kilo) de zanahorias proporcionan la misma cantidad de calorías que 20 gramos de chocolate. Esto es un claro ejemplo de que al consumir alimentos con baja densidad energética, la persona puede saciar sus impulsos o deseos de consumir grandes raciones de alimentos y aún ingerir relativamente pocas calorías. Mientras que con alimentos con alta densidad energética, para reducir las calorías y tratar de controlar el peso corporal, tendría que reducir sustancialmente el tamaño de las raciones pero quedar insatisfecho. Eso además conduce a que sienta hambre al poco tiempo de haber comido y tienda a ingerir excesivas meriendas, lo cual va a impedir que pueda lograr un control efectivo del peso corporal. Por esta razón, al sentir hambre entre las comidas, muchas personas abandonan las dietas, pero eso se puede superar consumiendo alimentos con baja densidad energética.


Artículo anterior

¿Dónde se esconden las grasas trans?

Siguiente artículo

Seis almuerzos chatarra que debes evitar
×
search icon